Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros sistemas y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.

Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Saber más
¿Quieres solicitar una prueba de un modelo en particular?

Rellena el formulario y escoge el coche que deseas probar. Tu solicitud será enviada al concesionario de tu elección.

Cerrar
¿Quieres recibir una oferta comercial?

Rellena el formulario y elige el vehículo del que quieres recibir una oferta comercial. Tu solicitud será enviada al concesionario que prefieras

Cerrar
¿Quieres recibir un catálogo?

Rellena el formulario y elige el vehículo del que quieres recibir uno o varios catálogos.

Cerrar
Alberto Contador

ALBERTO CONTADOR GANA EL GIRO DE ITALIA ACOMPAÑADO DE CITROËN

El ciclista de Pinto se alza con su segunda ronda italiana con el apoyo de Citroën, proveedor oficial del equipo Tinkoff-Saxo. El Citroën C5 Crosstourer ha mostrado su fiabilidad y capacidad de adaptación ayudando en carrera a Contador y al resto de la escuadra Tinkoff-Saxo durante todo el Giro, desde las playas de la Costa Ligur hasta las rampas del Mortirolo.

Además de ser vehículo oficial del Tinkoff-Saxo, Citroën apoya a la Fundación Alberto Contador con siete vehículos, coches de competición y para transporte de material y corredores, que acompañan a sus equipos sub-23 y junior.

Ganar un Giro de Italia no es fácil: hay que recorrer 3.481 Km en 21 días desafiando condiciones difíciles, etapas interminables, pendientes de vértigo en los Apeninos y, sobre todo, en los Dolomitas, donde destaca el mítico Mortirolo, considerado como una de las cimas más difíciles en el mundo del ciclismo profesional, con rampas que alcanzan hasta el 18%. En el caso de Alberto Contador, la maglia rosa se ha cobrado un precio extra: una dislocación de hombro en la 6ª etapa que tuvo que sobrellevar para alcanzar la victoria.

En un Giro considerado como el más duro de los últimos tiempos, tanto por su trazado como por la lucha sin cuartel entre los favoritos, el “Pistolero” se ha impuesto, con resistencia y un gran sentido de la estrategia, al prometedor corredor local Fabio Aru, al que ha aventajado en 1m53s, y a un Mikel Landa (+3m05s), que se ha mostrado muy fuerte en etapas de montaña.

“En estas tres semanas de Giro ha sucedido todo lo imaginable”, declara el ciclista de Pinto, que añade: “vine aquí pensando en la victoria, tras haber preparado la carrera cuidadosamente, pero entonces tuve mi caída y la lesión de hombro. Ha sido un Giro maravilloso y una experiencia muy especial para mí, muy emotivo. He dicho que iba ser el último, pero nunca se sabe”.

El Citroën C5 CrossTourer ha demostrado estar a la altura en esta prueba tan exigente para los ciclistas y los automóviles, incluso en los tramos sin asfaltar del Colle delle Finestre (2.178 m), la cima más alta de esta edición. La marca apoya al equipo Tinkoff-Saxo con una flota de 24 de estos vehículos. Esta versión del C5 destaca por una estética contundente y elementos que garantizan un viaje confortable y dinámico en cualquier circunstancia: suspensión Hidractiva III+, control de tracción inteligente, asiento con masaje y mecánicas de hasta 200 CV.

En definitiva, un gregario de lujo para Alberto Contador, que también confía en Citroën para los equipos ciclistas de su Fundación: los equipos Specialized-Sub 23 y Flex-Junior. Así, el Citroën C5 CrossTourer es el coche de competición mientras que el Citroën Jumpy Multispace se utiliza para trasladar a los corredores y el Citroën Jumper se encarga del material.

Top